Celebrar los sacramentos gracias al estuche con vasos sagrados

Uno de los objetivos del Patronato de Acción Social de CARF es conseguir fondos para poder entregar a los seminaristas que se forman en las Universidades Eclesiásticas de Roma y Pamplona, gracias a la ayuda de CARF, unos estuches o maletines con los vasos sagrados y utensilios litúrgicos para que puedan celebrar los sacramentos una vez ordenados en lugares recónditos del mundo. El sacerdote José Luis Solís agradece este regalo. 

Mi nombre es José Luis Solís Rincón, de la diócesis de Celaya, México. En 2015 terminé mi formación inicial en el Seminario Internacional Bidasoa y en la Universidad de Navarra, en Pamplona.

Quiero agradecer al Patronato de CARF su apoyo incondicional. Hoy tengo la oportunidad de compartir con ustedes, que el maletín que nos regalaron al concluir nuestra formación en el Seminario, ha sido de gran ayuda. Ese maletín contiene los objetos sagrados para celebrar algunos sacramentos, sobre todo la Eucaristía.

Cuando regresé a mi diócesis, mi Obispo me dio el nombramiento para servir en una parroquia. Allí cada jueves los ministros extraordinarios de la comunión y yo llevábamos el Viático a los enfermos, para lo cual me fue muy útil el relicario para llevar a Nuestro Señor. Tomaba el hisopo del maletín para asperjar la casa con agua bendita.

Al ser ordenado sacerdote, tuve la oportunidad de administrar el sacramento de la unción de los enfermos. Cabe mencionar que en muchas ocasiones la situación de los enfermos es muy dolorosa. Los óleos sagrados, los llevaba en las crismeras que se encontraban en dicho maletín.

Por último, comparto con ustedes que, en ocasiones, algunos párrocos me pedían que les ayudara a celebrar la Eucaristía en lugares recónditos de sus parroquias. Para acercarme a esos lugares, cuyo paisaje era bellísimo y donde se percibía un gran silencio, a veces era necesario montar a caballo o en burro o seguir caminando para llegar al sitio y poder celebrar la Misa.

Las personas se congregaban desde muchos sitios alrededor, los confesaba y celebrábamos el
Banquete de la Eucaristía usando los objetos sagrados que contiene el maletín. Agradezco nuevamente al CARF y a todos sus representantes. Pido a Dios por los frutos de esta obra.

Colaboradoras del Patronato de Acción Social de CARF entregan el maletín de vasos sagrados a seminaristas de Bidasoa.

Colaboradoras del Patronato de Acción Social de CARF entregan el maletín de vasos sagrados a seminaristas de Bidasoa.